Problemas en la marcha del silencio, pero ahora entre los participantes

Comparte
Gobierno de Yucatan

Mérida

Centenares de personas marcharon desde la calle 60 y su cruzamiento con la 35 -donde se lanzó el gas lacrimógeno- hasta la Plaza Grande de Mérida para rechazar el reemplacamiento, los nuevos impuestos y por la disminución del salario de los jubilados y pensionados y despedir a decenas de burócratas estatales según dijeron. Los manifestantes, vestidos de blanco, en absoluto silencio, y con máscaras de gas en la boca o tapabocas, caminaron entrelazados por Paseo de Montejo y luego por la 58, sin ser molestados por nadie.

Solo que una vez más se vivieron actos violentos en las calles de Mérida durante la llamada “Marcha del Silencio”, pues poco antes de que comenzara ocurrió una discusión entre los participantes, ya que en  un grupo de profesores no quería que se les sumara el panista Roberto Carlos Llanes Echeverría, pues  decían que su presencia podría deslegitimar el carácter pacífico de la manifestación, los agitadores e inconformes eran personajes que vieron afectados sus privilegios con el cambio de administración.

La discusión se suscitó  en donde hace 8 días se llevaron a cabo los actos violentos con lacrimógeno, en la calle 60 con 35, a las puertas de un restaurante.

En cuanto a Llanes Echeverria, se dice que es uno de los individuos identificados como promotores de los ataques a los agentes de la SSP en la protesta de la semana pasada, por lo que en cuanto lo vieron llegar a la marcha con una camiseta blanca, porque podría ocasionar problemas.

Pese a que los manifestantes no querían personas conocidas de la política, se pudo ver ha ex funcionarios del PRI como David Alpízar (ex rector de la UTM durante el gobierno de Rolando Zapata) y personas vinculadas a Morena se vieron en la marcha. Tal fue el caso de la profesora Evelin Sosa Novelo, hermana del maestro en Derecho Jacinto Sosa Novelo, actual alto funcionario del Infonavit en el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador. También andaba allí otro simpatizante de Morena, Enrique Pérez Polanco, quien portó al frente la Bandera Nacional. El periódico “Regeneración”, órgano de comunicación del partido Morena, se repartía entre la gente al inicio de la manifestación.

El contingente fue escoltado discretamente por la policía municipal y estatal, las que les abrieron paso por las calles del centro de la ciudad ante la mirada de las personas que disfrutaban la tradicional Biciruta y los desayunos y la música en cafeterías y restaurantes.

Al final un grito de Viva México y otra de Viva Yucatán de los manifestantes, cerró la marcha frente a Palacio entre coros de “que nos cuente, que nos cuente”, “no que no, ya volvimos a salir”.

Playa Santa Clara

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.